sábado, 10 de junio de 2017

NO PUDO CERRARLO Y QUEDÓ ELIMINADO

Por Hugo Videla
soydeleste2013@gmail.com

BÁSQUET: SÚPER LIGA

Centro Deportivo Rivadavia cayó como local ante la Asociación Deportiva Anzorena por 92 a 89 luego de un tiempo suplementario. Los Naranjas estuvieron al frente en gran parte del partido pero no pudieron cerrar el juego y, al igual que Municipalidad de Junín, se quedó sin chances de llegar a la final.

Otra vez Anzorena festejó en Rivadavia. La vez pasada, en semifinales del Clausura 2016, los de la Sexta Sección habían vencido al elenco de Fernando Minelli en un tercer juego y dicho partido se había disputado en el Este porque los Naranjas tenían la ventaja de localía. Esta vez la historia fue distinta y Anzorena pudo barrer la llave.

Más allá de la derrota, los locales tomaron la iniciativa en el juego. Con un destacado Abel Trejo, quien sigue incorporando nuevos movimientos, Rivadavia se quedaba con el primer chico por 23 a 15.

Los dirigidos por Gutiérrez, a partir del segundo periodo, empezaron a ser más intensos sobre todo en ataque con Bonini siendo imparable para la defensa de Rivadavia. Aun así los Naranjas se iban al descanso en ventaja (42-36).

Bonini seguía siendo la carta de gol más importante para la visita y los locales sufrían en el inicio del tercer cuarto. Sin embargo, con un goleo más repartido en ese segmento del juego, Rivadavia aprovechaba para estirar un punto más la brecha (66-59).

Los Naranjas parecían tener controlado el trámite, más allá de no poseer una diferencia holgada. Fue entonces donde aparecieron los referentes de este Anzorena para dar batalla. Aguilera anotaría puntos clave, sobre todo a distancia. Lo mismo Estalles y por supuesto Bonini, la gran figura de la noche. Parecía que lo ganaba la visita con un mejor cierre, pero en el final, quien tuvo la chance de quedarse con el triunfo fue Rivadavia en las manos de Ronco.

A falta de 1´´ el Hueso tuvo la posibilidad de lanzar dos libres, con su equipo perdiendo por uno (80-81). Tras fallar el primero, anotó el segundo y obligó a un suplementario. Partidazo en el Este con final incierto.

Esos cinco minutos de alargue tuvieron dos partes. La primera con un Rivadavia nuevamente tomando la iniciativa en el marcador, siendo efectivo y en transición. A falta de 1´40´´ ganaba por cuatro tantos y parecía que cerraría la noche con una victoria. La segunda, sería el vendaval de la Sexta.

Un triple de Estalles a menos de un minuto para el final cambió la ecuación. Lavezzari anotaría un punto más desde la línea de sentencia y a menos de 30´´ para el sonido de la chicharra Aguilera otra vez desde 6,75 le daría la victoria al Rojo. Rivadavia tuvo la última pero la pelota no ingresó y se quedó sin la posibilidad de jugar un tercer partido.

SÍNTESIS:

Centro Deportivo Rivadavia (89): Stefano Arancibia 7, Juan José Giaveno 8, Andrés Llaver 19, Abel Trejo 22, Manuel García 13 (FI); Dalmiro Martín 6, Fernando Ronco 11, Guido Francese 3. DT: Fernando Minelli.

Asociación Deportiva Anzorena (92): Matías Estalles 20, Nicolás Aguilera 22, Rodrigo Lavezzari 14, Federico Bonini 27, Alejo Schestakow 2 (FI); Ignacio Garitaonandía 2, Joaquín Orrego 3, Martín Irrutia 2, Facundo Cantalejos 0. DT: Walter Gutiérrez.

Estadio: Leopoldo Juan Brozovix
Árbitros: Leonardo Barotto, Rodrigo Oliver, Marcos Lucero
Parciales: 23-15; 42-36; 66-59 y 81-81.
Tiros libres: Rivadavia 17/23, Anzorena 11/20
Cinco faltas: No hubo
La figura: Federico Bonini 

No hay comentarios:

Publicar un comentario