domingo, 2 de julio de 2017

LLAVER 15° Y CÁCERES 17° EN RAFAELA

Por Soy del Este
soydeleste2013@gmail.com
Fotos: Prensa STC2000.

AUTOMOVILISMO: CAMPEONATO ARGENTINO Y SUDAMERICANO DE SÚPER TC2000

Por la segunda final de la 6ª fecha del Súper TC2000 disputada en el autódromo Ciudad de Rafaela, los pilotos sanmartinianos Bernardo Llaver (Chevrolet) y Emmanuel Cáceres (Fiat) completaron la jornada dominical dentro de los 20. Vale mencionar que Berni había largado 9°. El gran ganador fue Emiliano Spataro, seguido por Matías Rossi y Facundo Chapur.

Sol, público, temperatura primaveral y un ovalo mítico en la historia Argentina, fueron el marco y escenario ideal para vivir una fiesta del automovilismo, en el cual la respiración se contuvo hasta ver en el firmamento flamear la bandera a cuadros. La segunda carrera del fin de semana, en el trazado más veloz del año, tenía a Mariano Werner partiendo desde la punta.

Por otra parte, los esteños Bernardo Llaver y Emmanuel Cáceres largaban 9° y 26° respectivamente. En el primer giro el paredón hizo de las suyas al cobrarse como víctima el Fluence de Germán Sirvent, quien vio dañada la parte delantera derecha de su vehículo. Ya en ese entonces, varios pedales derechos habían tocado fondo, y el clasificador mostraba en el top five a Werner, Moggia, Canapino y Fineschi.


Se reinició la velocidad en el “Templo” en el cuarto giro, y Werner siguió comandando las acciones tras un buen relanzamiento. Por detrás, a pocos metros, lo seguía Moggia que recibía el acoso de Fineschi. El oriundo de Quilmes cumplió con su objetivo de superación una vuelta después. La vanguardia mostraba a un Peugeot (Werner), un Ford (Fineschi), un Citroën (Moggia), un Chevrolet Canapino), un Toyota (Ponce de Léon) y un Renault (Spataro).

El delantero perdía el alerón trasero del 408 y dominar al León era un desafío para el paranaense. En el noveno giro adquiría el combo perfecto Moggia al tomar el primer lugar. Pero Werner no se rendía y Canapino deseaba el trofeo mayor. Spataro era tercero y ahora Urcera aparecía en escena como cuarto. No había tiempo de errores ni distracciones.

Los pilotos buscaban la gloria y el público lo disfrutaba. Ver ingresar y transitar las chicanas de a dos o tres vehículos era un espectáculo imposible de perder. Sin dudas no apto para cardíacos. Quien no tuvo distracciones fue Spataro que se posicionó como escolta de Moggia. Por detrás las posiciones se enrocaban permanentemente, siendo en el 16° giro 3° Urcera, 4° Fineschi y 5° Rossi.


La rotura del parabrisas dejó al Campeón Agustín Canapino fuera de contienda cuando la vuelta 17 quedaba en el recuerdo. El liderazgo en el torneo ya corría peligro para el “Titán de Arrecifes”. Pero el Auto de Seguridad recobraba protagonismo en el 21° giro por la detención en pista de Juan Ángel Rosso. Solo quedaban 7 vueltas por delante y dos de ellas eran neutralizadas.

El sprint final de 5 vueltas mostró a Spataro utilizar su experiencia sobre Moggia quien defendió de gran forma la vanguardia hasta que su unidad rompió un neumático y perdió rendimiento, culminando finalmente 19°. A partir de allí Spataro se afianzó como líder y, sorprendentemente, Rossi apareció como escolta (partió 11°) agigantándose en sus espejos retrovisores.

A pesar del esfuerzo no pudo el alto Granadero con el pequeño Gigante que lo miró desde arriba en el podio. El último trofeo del podio fue para Facundo Chapur, quien luego de haber largado 23° culminó tercero gracias al trabajo que realizó el equipo en el vehículo hasta las 5 de la mañana. Pero queda para cada uno de los 30 pilotos los palmares que significaron los aplausos de los casi 20.000 espectadores presentes en el “Templo de la Velocidad”.


El top ten en pista lo completaron: 4°) José Manuel Urcera, 5°) Leonel Pernía, 6°) Facundo Ardusso, 7°) Matías Muños Marchesi, 8°) Mariano Werner, 9°) Esteban Guerrieri y 10°) Facundo Conta. En tanto que los sanmartinianos Bernardo Llaver y Emmanuel Cáceres concluyeron en la 15ª y 17ª ubicación respectivamente.

FUENTE: Prensa STC2000.

No hay comentarios:

Publicar un comentario