domingo, 4 de agosto de 2019

CATELOTTI Y TREBUCQ, PARA OLVIDAR A 'CHIQUI'

Por Soy del Este
soydeleste2013@gmail.com

BÁSQUET: LIGA ARGENTINA - SUPERLIGA

Tras la contratación de Latraius Mosley, y la salida inesperada de Abel Trejo a San Martín, Rivadavia Básquet fue en búsqueda de dos hombres para reforzar la zona interna. Los elegidos son Leonardo Catelotti con reciente pasado en Petrolero Argentino y Ramiro Trebucq, quien viene de la máxima categoría con Argentino de Junín y fue campeón del torneo de volcadas.

Se viene un inédito Rivadavia. Nuevos nombres, nueva manera de jugar.  Si bien la Comisión Directiva tenía la intención de retener a la mayor parte del plantel de la temporada 2018/2019 que se pudiera, muchas fueron los factores, entre ellos el económico, que terminó con desarmar la plantilla.

Fue por esto que los Naranjas salieron al mercado de pases, tras renovar a Arancibia y Francese (Serían los únicos que continuarían). La primera cara nueva fue extranjera y un conocido en el Este: Latraius Mosley, luego de comunicarse con los dirigentes de Rivadavia y de contarles su sueño de jugar un campeonato nacional, arregló su vínculo y en los próximos días volverá a Mendoza.

Sin embargo, lo que pocos (por no decir nadie) esperaban, era la salida de Abel Trejo, el símbolo de Rivadavia, capitán e ídolo. Chiquito, que está a pocos meses de ser papá por tercera vez, les manifestó a los dirigentes Naranjas sus deseos de acompañar a su pareja en este momento tan importante y aceptó la oferta que le realizó el Atlético Club San Martín, donde además de recibir un sueldo importante, sólo jugará Superliga y no tendrá que moverse de la provincia. Fichaje de lujo para el certamen local, que lo convierte automáticamente al Chacarero en el máximo candidato a recuperar el título.

Rivadavia tuvo que salir de compras y en el mercado encontró dos hombres que le pueden brindar muchas soluciones a Fernando Minelli. Se trata de  Leonardo Catelotti con reciente pasado en Petrolero Argentino (Liga Argentina) y Ramiro Trebucq, quien viene de la máxima categoría (Liga Nacional) con Argentino de Junín y fue campeón del torneo de volcadas.

Leo Catelotti confesó una vez confirmado su traspaso: “La llegada a Rivadavia me pone muy contento, con entusiasmo. Me han hablado veces anteriores y se dio ahora, eso me provoca felicidad. Es un club serio y que siempre juegan ordenado, logrando buenas actuaciones desde el torneo local, Federal hasta llegar a la Liga Argentina. Mantienen un proyecto desde hace tiempo, encabezado por su entrenador Fernando (Minelli)”.

Por su parte, “Rama” Trebucq, mostró su alegría de llegar a la provincia: “Cuando me dijeron que estaba la posibilidad de viajar a Mendoza, se me iluminaron los ojos, porque tengo personalidad de aventurero. Estoy muy entusiasmado con mi llegada a Rivadavia. Quiero llegar ya y arrancar. He hablado bastante con el entrenador y me contó sobre su idea de juego. Estoy feliz de que hayan confiado en mí, lo tomo como un gran paso en mi carrera. Se van a encontrar con un jugador aguerrido que le gusta hacer el trabajo sucio, pero por sobre todas las cosas, un buen compañero”.

Ahora, según se conoció desde la página oficial del club, van en búsqueda de dos nuevos bases, teniendo en cuenta que Federico Grenni jugará en Del Progreso de Río Negro y Andrés Llaver se radicó en Ciudad de Mendoza y fue contratado por Israelita Macabi para la Superliga.

No hay comentarios:

Publicar un comentario